17 oct. 2012

La mujer, parte toral del debate presidencial en EU


El voto femenino se ha situado en medio del debateelectoral en Estados Unidos tras centrar ayer parte del segundo debate entre los candidatos presidenciales Barack Obama y Mitt Romney y protagonizar este miércoles los últimos anuncios de campaña.
La palabra "mujeres" fue una de las más repetidas en el segundo debate que enfrentó al demócrata Obama y al republicano Romney, y derivó en momentos de tensión entre ambos.
Esa defensa de las mujeres llega en un momento en el que Romney gana terreno a Obama entre el voto femenino, que además suele decidir su voto más tarde y dar importancia a los mensajes políticos que reciben por los medios, según aseguran los analistas.
Pese al retroceso del demócrata, en la mayoría de estados Obama (52%) mantiene distancia con Romney (43%) entre las mujeres, pero en los estados indecisos, aquellos que determinarán el nombre del próximo presidente, están al borde del empate: 49% para Obama frente al 48% para Romney, según un sondeo de Gallup publicado ayer.
En la disputa ante millones de espectadores el martes, ambos buscaron erigirse como el candidato que mejor responde a los intereses de las mujeres.
Obama defendió su historial como un presidente que ha avanzado en este asunto y Romney acabó con las ambigüedades para desmarcarse de los más conservadores de su partido.
El demócrata acusó a Romney de querer acabar con la financiación de servicios sanitarios destinados a mujeres, oponerse a la equidad salarial y bloquear el acceso a los anticonceptivos.
"Todas las mujeres en el país deberían tener acceso a los anticonceptivos", replicó Romney a Obama, acabando con las reiteradas ambigüedades del republicano en esta materia.
En efecto, las políticas de planificación familiar preocupan a las mujeres estadounidenses. El 30% de las votantes asegura que la posición de los candidatos en este asunto influirá en su voto, el doble que entre los hombres (15%).
Hasta ahora, Obama ha sido visto como el candidato con mejores aptitudes para gestionar políticas de reproducción (56%) , al aventajar en 21 puntos a su rival republicano, según la encuesta de Gallup.
Ambas campañas redoblaron hoy sus esfuerzos para atraer el voto femenino con una nueva hornada de anuncios.
El comercial de la campaña de Romney muestra a una votante que comprueba en internet si el republicano es tan contrario al aborto y a los anticonceptivos como ella piensa.
"Lo busqué y vi que Mitt Romney no se opone en absoluto a los anticonceptivos y cree que el aborto es una opción en algunos casos como violaciones o para salvar la vida de la madre" , cuenta la mujer en el anuncio.
El anuncio de Obama acusa a su rival de mostrarse "condescendiente" con las mujeres y acusa a Romney de no haber defendido "la igualdad de salarios" entre ambos sexos.
Las esposas de Romney y Obama son buenas aliadas en este asunto.
Antes del debate presidencial de este martes, tanto Michelle Obama como Ann Romney dieron mítines y concedieron entrevistas a televisiones de peso para hablar de sus esposos y de asuntos de género.
Ambas superan en buena imagen a sus maridos, según un estudio de la cadena ABC y el diario The Washington Post. Michelle Obama lidera las valoraciones positivas (67 % frente al 55 % de su esposo), por delante de Ann Romney (56 % frente al 47 % del candidato republicano).
Desde hace décadas, el número de mujeres registradas para votar supera a los hombres, según el Center for American Women and Politics, que sitúa el número de votantes mujeres en la elección presidencial de 2008 en 70,4 millones.
En 2008, se calcula que las mujeres votaron mucho más por Obama (56 %) que por su rival, John McCain (43 %).

No hay comentarios:

Publicar un comentario